El cuello y el escote son los lugares donde suelen aparecer las primeras arrugas y donde más se nota el paso de los años. Los expertos distinguen entre diferentes tipos de arrugas: en el cuello podemos encontrar las arrugas horizontales, que suelen venir determinadas por un factor genético y/o hormonal y las arrugas que se forman en la base del cuello causadas especialmente por el exceso de exposición al sol.

El escote es otra región muy acusadamente afectada por el envejecimiento. El sol la atrofia, aparecen manchas y pequeñas venitas.

Conoce cómo lo hacemos.

La mesoterapia es un tratamiento cosmético médico no quirúrgico. La mesoterapia emplea múltiples inyecciones de medicamentos farmacéuticos y homeopáticos, extractos de plantas, vitaminas y otros ingredientes en la grasa subcutánea.

Las inyecciones de mesoterapia tienen como objetivo destruir las células de grasa adiposas, mediante la inducción de la lipólisis (la rotura y la muerte celular entre los adipocitos).

La Carboxiterapia es una buena alternativa a la liposucción para personas que no están dispuestas a pasar por la anestesia y las operaciones quirúrgicas.

También esta indicada para los tratamientos de antienvejecimiento, tratamientos anticelulíticos y para la reducción de arrugas y estrías.

Debido a las propiedades vasodilatadoras del CO2, el procedimiento se usa también para tratar las enfermedades vasculares isquémicas.

La carboxiterapia produce un blanqueamiento de las ojeras, a consecuencia de mejorar la micro circulación de esa zona,sin necesidad de inyectar ningún producto y sin efectos secundarios, así como es un buen tratamiento para los problemas de alopecia o perdida de cabello.

El Fotorrejuvenecimiento IPL facial es un tratamiento no-invasivo de toda la cara, cuello, escote y dorso de manos, en los que se emplean una Fuente de Luz Pulsada Intensa - IPL de banda ancha que permite la resolución efectiva del eritema y enrojecimiento facial, así como la consecución de una mejoría visible de la piel con signos de fotoenvejecimiento.

Por regla general y para conseguir unos resultados optimizados, se realiza una serie de tres o más tratamientos a intervalos de tres semanas. Aunque a veces con una sola sesión y según las características del paciente, puede ser suficiente. Se seleccionan unos parámetros específicos de tratamiento con el objetivo de evitar que el paciente se vea obligado a tener un periodo de convalecencia a consecuencia a los tratamientos.

El Fotorrejuvenecimiento IPL Facial ofrece varias ventajas frente a otras modalidades de rejuvenecimiento de la piel incluyendo el resurfacing con láser, el peeling químico y la microdermoabrasión.

Los hilos tensores nos ofrecen la posibilidad de rejuvenecer nuestra cara, un efecto lifting que logrará hacer que nuestro rostro recupere su tensión y aspecto rejuvenecido, en definitiva, que nuestra piel luzca con una mayor vitalidad y nos veamos radiantes.

Además de conseguir mejorar nuestro aspecto exterior, los hilos tensores provocan que nuestro organismo poco a poco vaya recuperando la producción de colágeno, pues también es estimulada. En definitiva, encontramos en los hilos tensores un tratamiento estético poco agresivo, con grandes resultados y muchos beneficios añadidos.

Los hilos tensores están compuestos por polidioxanona, material que utilizamos para realizar el tratamiento y lograr tensar la zona a tratar. Se caracteriza por ser un material biocompatible y que no produce alergias.